¿Cómo saber la red social que debemos utilizar?

Una red social no es más que otro canal de comunicación que puede ser muy útil si la usamos correctamente y con una buena estrategia comunicativa de base.

El hecho de usar una red social u otra debería ir determinado por cuál de ellas ayuda a responder mejor a la necesidad que se tiene.

Por ello hay que destacar que no existe una red social ideal que se deba usar, cualquier de ellas nos puede ser útil si sabemos por qué la usamos y cómo debemos usarla. Cada red presenta distintas tipologías de usuarios, formatos de contenidos y tipología de estos. ¿Verdad que no vas a colgar una foto de tu equipo médico en YouTube? Entonces, ¿qué debemos hacer para elegir la mejor red para nosotros?

  1. Antes de elegir una red social debemos centrarnos en definir al público al que queremos llegar, tanto demográficamente como sus gustos, aficiones y conductas.
  2. ¿Qué objetivos de comunicación y marketing tenemos? Conseguir más ventas, adquirir notoriedad, generar leads, ampliar mercado, promocionar un evento… Por cada motivo existe una red más adecuada que otra.
  3. Generar contenido de calidad y continuo. Debemos tener en cuenta que una vez creado un perfil en la red social que sea y por el motivo que sea, este se debe mantener actualizado. No vale tener un Twitter con seis tweets sobre el congreso que hemos hecho y luego nada más, buscar una empresa o persona y ver sus redes desactualizadas genera desconfianza en el internauta actual.

En conclusión, no existe una red social mágica que funcione para todas las empresas o consultas. Su éxito dependerá de la estrategia de comunicación y de los conocimientos y capacidades de crear contenidos de quién está detrás de ese perfil en la red.

Dicho esto cada vez más las redes son transversales y cada una de ellas te puede servir para un objetivo distinto si entiendes cómo funciona y qué te puede aportar. Es difícil a fecha de hoy evitar, por ejemplo, el Facebook debido a su alto tránsito.

Intentaremos hoy explicarte un poco más características específicas de cada una que te puedan ayudar a decidir tu estrategia de marca en las redes sociales:

– Facebook: La llaman red social de gran consumo. Dada su gran cantidad de usuarios, si buscas exposición esta es tu red. Además, permite segmentar el público según intereses y otros datos demográficos de forma muy sencilla a través de sus anuncios Facebook Ads.

– Twitter: También tiene un gran alcance pero es importante destacar la limitación de caracteres que lo hace tan particular. Por ello es ideal para transmitir mensajes claros y de forma rápida además gracias a su gran cantidad de mensajes a tiempo real nos permite conocer la actualidad al minuto. El usuario medio de Twitter oscila entre los 30 y 45 años y tiene estudios superiores. Dada su inmediatez, puede ser una buena herramienta de atención al cliente.

– Linkedin: La podemos definir como la red social orientada al mundo profesional. Es muy recomendada para negocios B2B: tanto para ofrecer servicios, como para incorporar personal.

– Instagram: La podríamos considerar la red social fotográfica por excelencia. Es ideal para lanzar pistas de productos nuevos que se están cociendo en la empresa, para crear concursos, generar engagement y conseguir bases de datos de clientes potenciales.

– Youtube: Es la principal red para compartir videos, de fácil integración con muchas otras redes. Indicado para empresas que desean compartir noticias en formato de video, tutoriales…