Como buenos bulos, todos falsos

bulos en salud

Rasurarse las axilas incrementa el riesgo de tumores mamario, el uso del microondas produce cáncer; los sujetadores provocan cáncer de mama; el café aumenta los niveles de tensión arterial. ¿Cierto o bulos en salud? Por supuesto, como buenos bulos, todos falsos.

La Asociación de Investigadoras en eSalud realizó un congreso que hablaba sobre los bulos en la salud.Actualmente vivimos rodeados de tecnologías, día sí día también, utilizamos Internet, ya sea de forma lúdica, por educación, de consulta… En este último aspecto la tecnología ha perjudicado de forma exponencial y en concreto hablaremos de cómo ha afectado en el ámbito de la salud.

Un alto porcentaje de doctores no se fía de Internet como fuente de información fiable para los pacientes. Cuando haces una búsqueda sobre posibles dolores y buscas los síntomas, causas, imágenes… provoca un estado de angustia y un mal estar hacia la persona terrible, y la mayoría de veces te sitúas en los peores de los casos. En consecuencia vas al médico, realizando así una visita provocada por un falso bulo. O bien realizas métodos que supuestamente evitan cáncer, curan dolencias, mejoran la salud… y en realidad es falso.

Los temas con más bulos

El 2018 siete de cada diez médicos ha atendido varios pacientes sobre bulos en salud. Los temas que generan más información dudosa son:

  • pseudoteràpies
  • alimentación
  • cáncer
  • efecto secundario por los medicamentos
  •  toxicidad
  •  dolor
  • y la sexualidad

La mayoría de médicos cuando se encuentran ante esta situación acostumbran a explicar al paciente por qué la información en la que cree es falsa. Utilizan datos y argumentos justificados científicamente.

En caso de que una información dudosa se haga viral procuran realizar trabajo periodístico y detenerlo el más rápido posible. Uno de los principales retos a los que se enfrentan es Whatsapp, porque mientras que las redes sociales tipo Twitter, Instagram, Facebook son públicas y pueden monitorizarlas, los grupos y conversaciones de Whatsapp son imposibles de controlar y conocer.

Hoy en día muchos profesionales médicos ya cuentan con su propio blog. En ellos resuelven dudas generales, explican conceptos técnicos y cuentan experiencias propias. En este caso si que puedes fiarte de Internet. Para más información puedes consultar este post:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres seguir conversando con nosotros?

No dudes en llamarnos y plantearnos tu problema, tu idea o tu sueño. Si podemos ayudarte, estaremos a tu lado para todo aquello que sea necesario.